Podemos cambiar cada seis meses

Mensaje del Maha Chohan
Benditos chelas:
Cuando un individuo está insatisfecho con la apariencia que él presenta a
otros, y particularmente en su mundo de sentimiento, él debería hacer una pausa
un momento y darse cuenta que el hombre está cambiando la sustancia y naturaleza
de sus vehículos constantemente a través del proceso de cristalización y desintegración.
Los elementos sutiles que componen las vestiduras física, etérica, mental y
emocional no permanecen como una parte de ninguna forma por más tiempo de un
período de seis meses antes que ellos sean regresados al Almacén Universal de
Energía para la repolarización y ser recargados con la sustancia y naturaleza del
Amor. De ese modo el hombre tiene la oportunidad no sólo en el nacimiento de su
cuerpo físico sino a través de todo el ciclo de seis meses de su encarnación de asegurar
enteramente un nuevo y acelerado conjunto de vehículos, a medida que la
nueva sustancia elemental es aglutinada dentro y se convierte en parte de esos
vehículos.
Así como el vidrio más purificado se usa en los telescopios que escrudiñan
los Cielos más altos, también las partículas más purificadas de los diversos elementos
atraídas dentro de los vehículos del hombre le hacen más sensitivo a la
acción vibratoria superior de las Esferas Divinas. Es para su beneficio asegurar y
mantener tan purificado un conjunto de vehículos como su pensamiento y sentimiento
le permita a él, mediante la atracción magnética, seleccionar desde las
diversas esferas en las cuales se mueven sus cuerpos.
La Ley de Selección es una inconsciente en lo que a la mente intelectual se
refiere, pero el pensamiento y sentimiento del hombre forma un magneto que atrae
la sustancia elemental vibrando a una rata similar a ese pensamiento y sentimiento,
y la edifica dentro de sus vehículos. De ese modo los pensamientos y sentimientos
de una naturaleza de desaliento, depresión y enfermedad magnetizan
sustancia elemental en los planos emocional, mental, etérico y físico que vibran a
una rata similar al pensamiento y sentimiento imperfecto, y los pensamientos y
sentimientos de una naturaleza de elevación, alegría y salud magnetizan y construyen
la sustancia elemental de los vehículos internos de una naturaleza elevada,
purificada y pura vibrando a una rata similar a su impulso inicial.
Por lo tanto, el chela sabio, se da cuenta que él debería cultivar esos pensamientos
y sentimientos que serán magnetos en los reinos invisibles pero poderosos
desde donde viene la sustancia que es la vestidura para los recipientes que son los
únicos medios solos de alcanzar, interpenetrar y llegar a estar conscientes de lo
que el Cristo dentro debería estar manifestando a través de él como Luz y Verdad.
Amor y Bendiciones,
El Maha Chohan
_____
Buenos amigos: Con amor saludamos al Cristo dentro de ustedes y toda vida. El Servicio de la
Carta.
Benditos chelas:
Cuando un individuo está insatisfecho con la apariencia que él presenta a
otros, y particularmente en su mundo de sentimiento, él debería hacer una pausa
un momento y darse cuenta que el hombre está cambiando la sustancia y naturaleza
de sus vehículos ,constantemente,  a través del proceso de cristalización y desintegración.
Los elementos sutiles que componen las vestiduras física, etérica, mental y
emocional no permanecen como una parte de ninguna forma por más tiempo de un
período de seis meses antes que ellos sean regresados al Almacén Universal de
Energía para la repolarización y ser recargados con la sustancia y naturaleza del
Amor. De ese modo el hombre tiene la oportunidad no sólo en el nacimiento de su
cuerpo físico sino a través de todo el ciclo de seis meses de su encarnación de asegurar
enteramente un nuevo y acelerado conjunto de vehículos, a medida que la
nueva sustancia elemental es aglutinada dentro y se convierte en parte de esos
vehículos.
Así como el vidrio más purificado se usa en los telescopios que escrudiñan
los Cielos más altos, también las partículas más purificadas de los diversos elementos
atraídas dentro de los vehículos del hombre le hacen más sensitivo a la
acción vibratoria superior de las Esferas Divinas. Es para su beneficio asegurar y
mantener tan purificado un conjunto de vehículos como su pensamiento y sentimiento
le permita a él, mediante la atracción magnética, seleccionar desde las
diversas esferas en las cuales se mueven sus cuerpos.
La Ley de Selección es una inconsciente en lo que a la mente intelectual se
refiere, pero el pensamiento y sentimiento del hombre forma un magneto que atrae
la sustancia elemental vibrando a una rata similar a ese pensamiento y sentimiento,
y la edifica dentro de sus vehículos. De ese modo los pensamientos y sentimientos
de una naturaleza de desaliento, depresión y enfermedad magnetizan
sustancia elemental en los planos emocional, mental, etérico y físico que vibran a
una rata similar al pensamiento y sentimiento imperfecto, y los pensamientos y
sentimientos de una naturaleza de elevación, alegría y salud magnetizan y construyen
la sustancia elemental de los vehículos internos de una naturaleza elevada,
purificada y pura vibrando a una rata similar a su impulso inicial.
Por lo tanto, el chela sabio, se da cuenta que él debería cultivar esos pensamientos
y sentimientos que serán magnetos en los reinos invisibles pero poderosos
desde donde viene la sustancia que es la vestidura para los recipientes que son los
únicos medios solos de alcanzar, interpenetrar y llegar a estar conscientes de lo
que el Cristo dentro debería estar manifestando a través de él como Luz y Verdad.
Amor y Bendiciones,
El Maha Chohan

_____
Buenos amigos: Con amor saludamos al Cristo dentro de ustedes y toda vida. El Servicio de la
Carta.
Esta entrada fue publicada en Nos hablan quiénes nos asisten más intensamente mes a mes. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.